volver
El rincón de Carmen
 
 
 
 

LOS PEORES
Medio ambiente, sufridor, la Humanidad cada vez te tratamos peor. No sabemos lo que hacemos con el aire, con el fuego dándote un quemazón muy difícil de aplacar en el medio ambiente estás.
Somos nosotros, esos humanos que para vivir te necesitamos, los que sin importancia te maltratamos.
Somos los humanos los peores animales, somos malos y destructores. No importa nada, no importa nadie. Aquí estoy yo, soy el mejor, piso con pasos arrasadores por donde quiera que voy.
Medio ambiente, escóndete que viene el humano a destruir lo que ya tienes.


 

 

PON, PON, PON
Las estrellas gritan: vamos a cambiar que la mano del hombre es muy dañina y hace pupa a la madre Naturaleza. La queman y la castigan; no, no tienen mira a un futuro, a una buena educación, a un querer un mundo mejor.
Quiérete tú, date vida, saca a pasear a la señora alegría, acompañada por un futuro grande, el camino del mañana será inmejorable. Pon a la vida arte, alegría; sevillanas les van de maravilla y un cante jondo por bulerías. Te lo agradecerá toda la vida. No es igual una vida con ritmo, con fantasía que una aburrida, apagada y sin ganas. Dale un aplauso para que se sienta querida, y traiga arte, flamenco y cante con talento.
Pon, pon, porrón, pompón, ¡diviértete! Mira el presente, que pasa deprisa, poron pompero, vive la vida con ganas, con ilusión, ponle unas gotas de sentimiento y que el Hombre no toque lo que ya está bien hecho.


INTERNACIONAL
Cultura, Córdoba la universal a usted la espera, le enseñará una ciudad llena de encanto, cargada de belleza. Saber, conocer, mirar, ver, diferentes palabras si en Córdoba usted se encuentra. Por donde quiera que pase hay belleza; es un legado universal que la ciudad cordobesa guarda con cariño, llenos de mimos para más tarde ofrecerlo a todo aquel que desee conocerlos.
Tan bonita, tan grande, tan especial. Por ser tú la elegida de tener una hermosa mezquita y las llaves de la Humanidad, como patrimonio merecido está ese premio tan bien dado por ser la ciudad de la igualdad y ser tan internacional. Grandiosa ciudad.


 

 

PROFETAS
Los abuelos son los tesoros de las familias. Ellos pueden contarnos mil y una maravilla que ya pasaron y hoy pueden contarlas en el presente. Toda la familia los escuchamos atentamente.
Mis abuelos son regalos del cielo, siempre me dan besos y buenos consejos. Mis abuelos ¡ay! Qué tiernos, me miman y me animan a que siga caminando por la vida sin miedos ni prisas.
Mis abuelos son dos luceros que brillan con luz propia en el hermoso firmamento. Van cargados de experiencias, malas y buenas. Mis abuelos me enseñan cada día una lección de convivencia, siempre son buenas. Gracias, profetas de una vida ya vivida.


REALISTA
No te sientes a esperar cómo la vida pasa, ve tú a buscarla, el encuentro es genial. Doña vida grandes cosas tiene preparadas, unas buenas, otras malas. Todas hay que pasarlas.
No tengas miedo, ponte al volante, sigue las reglas de circulación, seguro que si las vas cumpliendo llegarás a la meta de la vida  con alegría y positividad. Ella tan sólo quiere que vivas con tranquilidad.
Cada día anda un poco y te acercas a ese escalón al que un día dijiste: “éste no lo subo yo”. Verás cómo lo subes con valentía y positividad, cuando a la cumbre llegues una buena lección de constancia a muchos tú dejarás; de valentía y saber vivir la vida, sin dañar, siendo realista buen mensaje dejarás.


 

GENEROSIDAD
A mi barrio Almogávares las gracias le quiero dar, por estar cargado de amor y generosidad. Se preocupan por sus vecinos, si ellos están enfermitos con sonrisas y amor la enfermedad se pasa mejor, muy pronto se dice adiós.
Gracias, buenas personas, sinceras y valerosas. A vuestro lado las enfermedades se rinden a ver el batallón de amor, cariño y sinceridad con la que recibo dentro de mi corazón esa explosión de ternura y buen humor que todos me dais y con ese cariño que me calentáis. Os mando una generosidad sincera; si me necesitáis me encontraréis a la primera, en mi corazón tengo una silla, ¡siéntate! si la necesitas. Gracias a mi barrio por tener gente tan bonita que te enriquecen con la sonrisa.


LA TIERRA
El aire se presenta día a día, de la gente depende de cómo venga: del mar o de una pobre ribera.
La atmósfera grita con mucha fuerza, esta Humanidad no respeta la Naturaleza y la mata con maldad y sabiendo hasta dónde quiere llegar: a matar el Mundo y toda la Humanidad.
Y usted ¿qué cree que debe hacer? Si todo corre para la maldad es muy poco, lo que dedicamos a la búsqueda del bienestar de esta Tierra deteriora.
El Hombre poco a poco desaparecerá, es imposible poder respirar. Entre todos hemos creado un Mundo al que más cerca vemos el final.
Es el humano el que a la Tierra va a matar, somos destructores, no, hay que cambiar.


 

FALTAS
Quisiera volar como un pájaro para visitar cada día, rápidamente, otro lugar y nuevas experiencias poder contar.
Quisiera correr como un caballo y galopar, para llegar el primera y dejar todos los errores atrás.
Quisiera ser un perro, noble y leal, aprender rápidamente de los demás para llevar una vida correcta, educada, individual.
Quisiera ser tantas cosas y no soy nada, tan sólo un humano con muchas faltas, que iré corrigiendo si me deja la madre vida. Por el intento voy, día tras día, hasta que la muerte llegue por compañía.


DICHOS
Ese hablar sin conocer, sin saber, es lo que nos llevará a todos a padecer. Dijo, dijisteis, dijeron; todos son unos embusteros; que vengan a conocer a la persona de la que hablan y no saben ni quién es.
Hablar por hablar, ¡qué fácil es! Sin tener en cuenta el daño que se puede hacer. Yo no he sido, ha sido ella, nosotros no. El final, nadie ha dicho, pero el dicho ya está dicho. Una persona crucificada por los dichosos dichos.
Dejemos de hablar y conozcamos más. El Mundo caminaría genial.


 

ES VERDAD
Parece mentira, pero es verdad que la vida se acaba en un soniquete de tres por dos y con la clave de sol.
Parece mentira, pero es verdad que una pareja pueda procrear, si el amor sale del corazón, mejor que mejor, el resultado será un gran y hermoso corazón.
Parece mentira, pero es verdad que la vida, igual que viene, se marcha a otro lugar y comienza por otra senda a caminar; no es mala ni buena, es una proeza.
Parece mentira, pero es verdad, que la vida es un regalo y muchas veces lo despreciamos cogiendo el camino equivocado, teniendo tan cerca el acertado.


TENGO MIEDO
La gente, valientes, estúpidos en hablar de los demás, pero no saben que los demás tienen orejas para escuchar. Decir, decir sin importar a quién herir. Un lema muy seguido: “la pobre” no se entera, digamos lo que queramos; lo que queramos. El Hombre, el animal más dañino, por donde pasa destruye, arrasa con todo lo que no ve bien, sin a veces ni saber, ni ver, ni conocer.
Tengo miedo, mucho miedo del ser humano, que  a veces me da la mano, otras veces me la quita, para que sienta más la caída. Ser humanos es difícil, el convivir a veces imposible. No existe la Humanidad; tenemos en su lugar egoísmo, envidia y mal hablar de los demás.


 

APÚNTATE
Niño, no cojas ese mal camino pedregoso, enfangado, lleno de pozo. Vente a éste cargado de tierra firme con bancos para descansar, con mesas y sillas cargadas de buenos libros para pensar, seguro que tu futuro mejor verás.
Niño, no saltes tanto; cada vez el salto de la vida será mayor y viene solo, sin tú llamarlo. Aprovecha la explanada, se juega mejor, desde las alturas todo se ve peor.
Vivir con la vida, a su tiempo, cada momento. La mejor forma de vivir y dejar vivir a los demás es lo ideal; apúntate, seguro que te hará bien.


BLA, BLA, BLA
Vamos a enredarnos en grandes redes para olvidar toda la maldad de la Humanidad. Las redes blancas, generosas y transparentes harán que este mundo sea diferente.
¡Cuánta maldad por los rincones, cuántos cuchicheos sin razones tiene que aguantar la Humanidad para vivir en sociedad! Bla, bla, bla. Hablar por hablar se le conoce como maldad; se practica normalmente, nunca se sabe el daño que puede causar una interjección mal puesta, risas grotescas pueden hacer que una persona caiga enferma.
Eso no importa, nosotros, los primeros animales, a veces sin inteligencia, que trajo al planeta Tierra, a veces siento vergüenza.


 

DON CAMPO
Un precioso verdor desde mi ventana veo. Me trae tantos hermosos recuerdos de mi infancia, cuando el campo era Don, a él se le trataba con mucho amor, cuidado y educación.
Don campo, no llore más; entre todos le vamos a cuidar, daremos clase de la bella naturaleza que no vayan matándola los sinvergüenzas. Las manos humanas todo lo que tocan es para destruir. Señor humano, la Naturaleza está creada para vivir en ella, para que nos dé vida y vivir en armonía. Seamos creadores, no destructores.


MORENA SERRANÍA
Serranía cordobesa, te queremos cuidar para que a ti el fuego no te haga daño jamás. Das vida, naturaleza, le das frescor y color a nuestra tierra cordobesa; debes estar siempre cantando y mantener a la tierra contenta. ¡Viva! La serranía que nos trae buen olor, maravillosas vistas y una ideal calidad de vida.
Córdoba la presumida, la que crece día a día, sin miedos, sin ignorancia, con talento y mucha gracia; la que tiene por amor y compañera a la morena Sierra Morena. Bellezón de primera, un gusto es mirarte y un placer poder disfrutarte.
Córdoba y Sierra Morena, ¡qué lindas y hermosas compañeras, disfrute de ellas cuando usted quiera, ellas esperan!


 

CUATRO PUNTOS
· Convivir, qué fácil es decir, qué difícil cumplir.
· Respetar, palabra olvidada en el desván de la vida, en ése donde acumulamos tanto que nunca sabemos lo que necesitamos.
· Ayudar, facilísimo decir, pero qué difícil es de cumplir. Cuesta tanto decir toma mi mano, que muchas veces en el bolsillo la he encontrado.
· Darnos a los demás, que reciban el cariño todos aquellos que lo necesitan, que se agarren fuerte a mi mano el que se esté mareando. El ayudar a los demás cada día más debemos practicar.  Únete, seremos más, repartiremos caramelos de felicidad.


JUNTITOS VAN
La Soledad y el Caído juntitos van, juntitos van a la feria de mayo a disfrutar, juntitos van.
Van a bailar y dejar mucho arte en el recinto ferial, en la “portá” ha quedado con su Hermandad “La Soledad”.
El Caído y la Soledad bailan juntitos, bailan juntitos y en las mejillas se van dando lindos y hermosos besitos.
Qué cariñosos son, cómo se quieren una madre y su hijo. Ellos se quieren.


 

 

FUTURO VEN
Termina lo que has empezado, nunca mires hacia detrás, lo que hiciste ya está hecho, lo que empiezas lo mejor será.
Futuro, pasa que me voy a montar en ese asiento que preparado tengo para viajar, ver aprender y pasarlo bien; es lo que tengo a mi grupo que proponer.
No tengo tiempo, todo pasa deprisa y muy corriendo, voy a clase, aprendo, correr, despacito y bien. Todo tiene una técnica, la voy a aprender, lo voy a coger; enseñar, aprender de la manita, cójala usted que se marcha para no volver.


EN PAZ
Destruir es nuestra marca y la dejamos latente cuando todo destrozamos y pasamos indiferentes.
El mundo se está destruyendo, pero no es solo, son las manos y mentes peligrosas de los que se hacen llamar humanos.
Quemo, insulto, pego, maltrato al que débil es, yo soy humano y tengo mando para hacer y deshacer, malo.
El mundo cambia rápidamente, las buenas formas ya no se llevan, no es importante la educación. Aquí estoy, hoy mando yo, a mi manera, moleste o no.
Marca de destrucción, a usted no lo quiero yo, vamos a vivir sin necesidad de herir, sin matar, sin dañar; en tus manos está vivir en paz.


 

ADIOS CUATRO MESES
Canción de cuna para ese niño que jamás nació, pero cuatro preciosos meses en mi vientre vivió.
Cuatro meses preciosos escuché tu lindo corazón latiendo lentamente dentro de ese calentito nido.
A los cuatro meses dijiste adiós, me marcho de excursión; estoy segura que tú hiciste lo que creías mejor.
No te preocupes, yo estoy muy bien, papá también y tu hermano mayor ya es todo un hombretón, buena persona, trabajador, a punto de formar una familia, de esas con raíces y fortaleza.
Adiós hijo, te deseo lo mejor, que sepas que tu familia te queremos un montón.


TODOS LOS HERMANOS
Estamos listos. Un año más nos reunimos para charlar de todo lo que podemos hacer para ensalzar a nuestra bella Hermandad en la que el Caído y la Soledad se sientan a dialogar.
Un jueves santo de un año más nuestros titulares es sus pasos pasearán, los costaleros los llevarán sobre el costal.
Jueves tras jueves, hasta el jueves santo del 2010 la Hermandad del Caído en la Cuesta de San Cayetano te espera a ti.

Listos todos los hermanos, listos los costaleros cada uno con su costal. Todos estamos preparados para volver a sacar a la calle al Caído y la Soledad, así el cordobés disfrutará con cada “levantá”. ¡Va por usted!


 

RÍE, JUEGA, FUERZA
Mi niño es fruto de un amor incalculable.
Lo baño, lo beso, le doy mil y un abrazos, le canto unas nanas. Mi niño ya se durmió. ¡Hijo mío! Hasta mañana, que el parque nos está esperando con alegría y muchas ganas.
Mingotea en un papel, mi niño dibujante va a ser. Hará reír a la Humanidad, que mucha falta va haciendo ya.
Le doy el desayuno, le doy el almuerzo y mientras lo cubro de besos; yo preparo su ropita, mañana toca visitar el zoo, ¡qué diversión!, mi niño se ríe un montón.
Juega y juega con los amigos. Mi niño es muy extrovertido. Se marcha con cualquiera para jugar sus primaveras, que día a día se ven más cerca, de ser un hombre maduro con mucha fuerza y talento, que el amor trajo y se quedó dentro de mi corazón. Niño, gracias a todo el amor que me das por las mañanas.


TRAES Y LLEVAS
Lujoso mar creador de vidas, lo mismo crías que quitas vidas.
Temeroso en la oscuridad, feliz a la luz del día. Nos ofreces buena calidad de vida, mar eres bendita.
El levante, el poniente, son los aires que te dominan, te dan ese movimiento que haces que vivas y que revivas.
El mar, con esas mareas, unas veces altas y otras bajas, como ella quiera, para eso es la maestra. Hoy tenemos levante, poniente, o levantera, tú eres bello, mar, quien lo traes, quien lo llevas.
El mar y las estrellas son buenas compañeras; mírelos atentamente y verá lo que mañana llega; son los pregoneros del tiempo que próximamente tendremos.


 

 

La esperanza tiene color, tiene unión; la esperanza es tener lleno el corazón para repartir calor. Así todo tiene colorido y se ve mejor. ¡Esperanza!, te esperamos cada día, siéntate a la mesa, dialogaremos de cosas bellas, de esas que tienen arreglos en el taller de la Iglesia; San Cayetano es el profesor de primera. Esperanza ¿dónde estás?, yo te quisiera encontrar, te contaría historias de gente viva; por un calvario pasaron; hoy juntos a la Soledad y al Caído juegan un poquito, la vida sigue por el camino tranquilo. Esperanza, toda una fe te ensalza con mazapán de miel y azúcar de caña aquí, en la madre Tierra. Todo llega, todo pasa para poder sobrellevar todo llevamos un saco cargado de ESPERANZA.


CARNAVAL; PEPA
Octubre, noviembre, diciembre, prepara el carnaval, que para febrero listo debe estar y darle ritmo a la ciudad. Carnaval de Cádiz, eres sensacional, a todo el mundo acoges con humildad.
Coros, cuartetos, chirigotas y comparsas son los que se pasean por tus calles y por el Falla, gran teatro gaditano que al carnaval lleva bajo el brazo, diciendo “¡que se suban a mi escenario!” y sabrán lo que es cantar coplillas de carnaval.
Carnaval, carnaval, carnaval gaditano; en febrero sales del huevo para cantar lo que pasó, pasa o pasará, con mucha gracia particular.
Gracias por pasearte un año más por nuestra hermosa ciudad, Cádiz, la Pepa, da igual.


 

LA VUELTA
Nuestras palomas se manifiestan por la ciudad, por la atmósfera tan sucia que tienen que soportar.
El humano, ya construiremos el medio ambiente cuándo y cómo nos venga en gana, por ahora la vida es una jarana.
Ese camino equivocado no lo vayas a coger, la destrucción llega con él, grandes piedras, acantilados, no te vayas a caer.
Corre, vamos a darnos la vuelta y no ensuciemos más la atmósfera, ya está cansada de soportar un calentamiento que no tiene final.
Señora atmósfera, no se vaya usted a enfadar con los humanos por no colaborar; desde mañana trabajaremos, construiremos una hermosa y limpia atmósfera que nos invada de una felicidad limpia y clara.


GRACIAS HERMANOS
Una nueva etapa de la Hermandad va próximamente a comenzar. La Soledad y el Caído contentos están, ya está llegando su hermosa Hermandad.
Todos los hermanos sus brazos enlazarán para que al Caído y la Soledad no les falte de “na”. Todo preparado para comenzar, un año más. Trabajemos unidos, con mucho cariño, todo saldrá genial; veo la mirada feliz de la Soledad. El Caído dice bajito: adelante, buenos hermanos, vamos a disfrutar, que todos esperamos el jueves con felicidad. Gracias hermanos por vuestra bondad. Otro jueves santo las calles cordobesas se visten de morado, recordando que el Caído y la Soledad en la calle están dando besos y abrazos.


 

FÁCIL
No llores, la vida no se termina si tú la cuidas, si la ayudas a crecer y a desarrollarse bien. No morirá, crecerá con armonía y felicidad; ¡inténtalo!, verás qué fácil es; levantarse y empezar a hacer el bien, al terminar el día qué contento estará usted.
Amigo camine haciendo el bien, que para hacer el mal muchos vienen detrás.
Caminar, caminar, sin mirar atrás, es un truco de esta vida que con frecuencia se debe usar para caminar con tranquilidad por la senda de la felicidad, conocida por “bienestar”.


MI NIÑA
Cara guapa, tez morena, es la mujer del niño. ¡Vaya mujer bella! Sus ojos son dos luceros dentro de un inmenso firmamento; así es su personalidad. Inmaculada, mujer espectacular, ideal.
Mi niño tiene suerte. Por mujer tiene a una hermosa persona, grande y muy valiente. Mi niña Inma, esa linda mujer que cuida a mi niño, bien, pero requetebién.
Gracias guapa, bella mujer desde la cabeza hasta los pies te cubre un corazón grandísimo como el Sol, que siempre está dispuesto a dar calor.
Mi niño José, mi niña Inmaculada, unidos por amor; a los que yo quiero, amo y respeto desde lo más profundo de mi corazón, que arde de tanto amor. Mi marido, mis niños, ponen las llamas cargadas de cariños y con muchas ganas sigo el camino.


 

GRACIAS CÁDIZ
Lujoso mar, creador de vidas, lo mismo crías que quitas vidas.
Temeroso con la oscuridad, feliz a la luz del día, es como yo me siento. Admirándote sentada en la caleta, playa gaditana, linda y buena, donde las barquillas, de las olitas del mar reciben cosquillas, ellas se menean.
Mi barquita duerme con ese ritmo celestial sobre las aguas de Cádiz, llenitas de bienestar.
El castillo de Santa Catalina no deja de vigilar para que manchitas negras no paren a descansar en las playitas de Santa María del Mar que son muchas y muy “salás”.
Gracias, Cádiz, por ser salada, requetesalada y darnos a los gaditanos una gracia inesperada.


TRES COLORES
Es un gusto exquisito el poderte vestir de morado y de negro, hasta de marfil. Madre de la Soledad, con todo guapa tú estás.
El morado, color de tu hijo cuando iba al sacrificio, sin culpa ni pecado, Él fue el castigado.
El negro por el maltrato recibido por ser crucificado y herido, castigado a la muerte  por ser un Hombre valiente.
El marfil, color de la Resurrección que Él se merecía por ser nuestro Dios, el que nos redime, nos perdona, nos ayuda sobre todas las cosas.
Jesús Caído de morado, negro, marfil, tú te has vestido.


 

AMIGAS
Cádiz, la marinera, quiere jugar con San Fernando, la salinera, que brilla con su sal blanca, pura y buena.
A la bahía de Cádiz, San Fernando la cosquillea, le manda un puñado de sal para quitarle las penas.
Gracias San Fernando por ser tan buena y llevar tus aires a España entera, con tu amiga Cádiz la piconera.
Cádiz y San Fernando, dos buenas compañeras, una lleva la gracia, la otra el arte de nuestra tierra la marinera.


GRACIAS, HERMANDAD
San Cayetano está contento, ya está aquí su Hermandad para traer felicidad al Caído y la Soledad.
Manos a la obra, hermanos, tenemos que comenzar para tener todo listo, la semana santa de 2010 pronto comenzará y nuestros Titulares desean pasearse por Córdoba la señorial.
Barrios, calles, avenidas están deseando ver esas dos caras preciosas, lindas, suaves, amorosas, que tú, madre Soledad y tu hijo el Caído nos queréis enseñar.
Los costaleros están listos para sobre su costal llevar a las estrellas más grandes que relucen constantemente en el cielo cordobés. El Caído y la Soledad un año más salen a pasear, gracias a su Hermandad.


 

TRES PALABRAS
Continentes y más continentes forman el Mundo mundial y cada uno de ellos formados por Humanidad.
Humanidad, personas que mueren; nacen, crecen, se desarrollan y terminan con una inscripción en una losa.
Losa, a veces nos la ponemos encima por no querer ver la verdad de la vida y seguir malos pasos que ella ha venido a enseñar para que la sigamos sin pensar.
Pensar, ¡qué difícil de hacer!, ¡qué complicada palabra! Para que la Humanidad la cumpla sin decir nada, tan solo seguir lo que se manda.
Humanidad, losa, pensar; palabras que se pueden engarzar y hacer bien a los demás, ¡compruébalas!


HERMANDADES
San Cayetano tiene una casa en medio de la ciudad, para lo bueno, para lo malo allí lo podréis encontrar; una iglesia impresionante construida con fortaleza y desaire para que todos la vieran, San Cayetano se formó en una ladera. La quieren y la protegen todos sus lindos hermanos; una iglesia muy querida es la de San Cayetano. Este santo es amigable y muy cordial, como amigos tiene al Caído, la Soledad y a la Virgen del Carmen, que junto a su Hijo va a visitar este templo de nuestra ciudad. Qué a gusto están dialogando con cordialidad sobre sus hermosas hermandades que los protegen, los respetan y los quieren.


 

VISITAR
¡Qué belleza más grande y qué grandeza se encuentra en ella!, la Cuesta de San Cayetano tiene tronío y un gran poderío, sus titulares son la Soledad y el Caído; ellos viven al final de la Cuesta; si usted la sube las puertas las tiene abiertas. La Soledad le recibirá con un beso de amor y unas lagrimillas de corazón. El Caído le dará una mirada que no tiene igual, le llenará de amor y paz. El Caído y la Soledad viven en armonía en la iglesia de San Cayetano, avenida de las Ollerías, ellos tienen su casa por si tú quieres visitarla. La entrada es gratuita. Ellos agradecerán con besos vuestras visitas. Un placer es el mirarlos y hacer el bien.


COMUNIDAD
Gran Hermandad, puertas abiertas todo el mundo encontrará si te buscan, ¡seguro! Que a ti te encuentran. Hermandad del Caído eres bella.
Buen ambiente, cordialidad es lo que se encuentra en ella; si usted quiere pasar las puertas se le abrirán de par en par. Si usted la busca bien, seguro que usted la encuentra.
Tan solo un gran respeto es lo que se pide al atravesar las puertas. Manos fuertes, grandes, unidas, es lo que se verá. Si se desea vivir en comunidad no tenga miedo, atraviese usted las puertas, todas son de ida y vuelta.
El Caído y la Soledad a todos recibirán y les cargarán de mimos para enseñarnos a vivir en una Hermandad feliz. El lema está en convivir sin dañar a los demás y cargarlos de amor y paz.


 

 

SAN CAYETANO
Gracias amigos, gracias hermanos por todo ese amor vertido en mi corazón, donde ha brotado una flor que me indica el camino del verano. Ya comenzó a disfrutar que el Caído y la Soledad contigo este año se van a veranear San Cayetano me dice nada más entrar. La Soledad me da la mano y juntas saltamos las olitas que llegan a la orillita, yo con suavidad le quito esas lagrimillas que corren por sus rosadas mejillas. El Caído está nadando, lo hace bien, además está salvando a todo aquel que no nada bien y tiene peligro de padecer.
Gracias amigos de mi Hermandad, gracias a esa gente buena en general. Sabemos que nuestros Titulares a nuestro lado desean estar. Gracias amigos por el calor recibido, por unir los corazones y hacer fuertes los latidos para seguir juntos y unidos andando este bello camino.


HUMANIDAD
Dos ojos impresionantes, chiquitos pero interesantes, es lo que nos regalas cuando nos miras, cara a cara. Es difícil aguantar tu limpia mirada.
Tú miras con profundidad. Nos llega al alma; nos regalas un aviso de paz, amor y esperanza, que tenemos que practicar con elegancia.
La Virgen del Mayor Dolor en su Soledad regala lágrimas. Si las necesitas Ella te da una para que hagas el trabajo como Dios manda.
Caminando por el camino que el Caído y la Soledad van dejando, ellos te aseguran que ese camino será bonito. Aprenderás que “humanidad” tiene sentido; una palabra que significa “compromiso”.


 

DOS ROSAS
El Caído y la Soledad ya están durmiendo, es su Hermandad quien los está meciendo.
Duerme que duerme preciosa Mujer, que en tu capilla hoy te vamos a poner; junto a tu Hijo, para que lo puedas ver y contento esté.
Capillita de San Cayetano, ¡ay!, tu famosa, que acoges en tus entrañas dos grandes rosas.
Vuestra Hermandad os cuidará; el año próximo volveréis a lucir por las calles cordobesas esas lindas caras que transmiten grandeza, para que los humanos sigamos el camino del respeto, de la humildad y el de ayudar.


CARGÁ
A mis queridos hermanos un fuerte beso
Les mando yo por preocuparse de mi
Pronta recuperación.
Un estadio lleno de papelillos,
De serpentinas y espumillón,
unas gominolas grandes
con forma de corazón
y con miel de amor.
Todo eso os mando yo.
Gracias por a mi lado estar.
Por agarrar mis manos,
Por ese impulso tan natural
Que tanta fuerza me da.
Besos grandes, fuertes cohetes
Salen de mi humilde corazón, diciendo:
Estoy bien amigos, a mi lado están
El Caído y la Soledad. Ellos no me dejarán,
Me cuidarán para que mañana un gran
Beso os pueda dar.
¡Arriba nuestra Hermandad, que de buenas
Personas está “cargá”!

 

BELLOS ASTROS
El Caído y la Soledad desayunan a mi lado,
No me sueltan de sus manos,
Para que a su lado espere que abran
La escuela y siga aprendiendo en ella.
Sin prisas y con paciencia me esperan.
Siempre en la puerta para que siga
El camino alumbrando nuevas vidas
Y termine el día con una actuación
De Estrella, siendo el cielo el escenario
Y los mejores protagonistas esos bellos astros.
El Caído y la Soledad en el teatro
De San Cayetano los encontrarán.


 

PRESIDIR
Las cruces de mayo, ¡qué tradición!
Más querida, Córdoba presume de ella
Sin medida.
La Plaza del Olivo ya huele a fiesta,
La Hermandad del Caído trabaja
De forma seria, para que su Cruz
Sea la primera.
El Caído desea regalar a su Madre
Una mantilla y una peineta,
Que pasee por la cruz y se divierta.
La cruz del Caído abre sus puertas,
Todos pueden entrar sin diferencias.
Sólo se pide educación y respeto
Para poder llegar al entendimiento.
Vamos Caído, venga Madre Soledad,
Tenéis que presidir la Cruz.
Sin ustedes no vamos a comenzar.
Ya llegamos, como todos los años
En el centro del chiringuito estamos;
Lo bien que nos lo pasamos.
Deseamos que llegue otro año.


 

AYUDAR
No llores si yo me marcho con el Caído y la Soledad,
Tú sabes que para mí la vida tiene algo,
 y mucho más que dormitar, debo irme para ayudar.
Tú sabes que yo te quiero,
que a fuego estás en mi corazón, a ese fuego “fundido”
que es muy difícil la separación. Te quiero, mi amor.
Tú sabes que siempre te quise,
Que para mí de lo bueno eres lo mejor.
Qué importantes esos buenos ratos que pasamos,
Pensando siempre en darnos amor.
Mi niño, que no llore. Siempre estaré junto a él.
Si veo una piedra mala, corriendo se la quitaré.
Él no se merece caer.
Ya sabéis dónde trabajo. Junto al Caído y la Soledad.
Unas veces limpio la cruz, otras esa hermosa carita
Llena de lagrimitas. ¡Qué trabajo más feliz!


BALANZA
Madre del Mayor Dolor en tu Soledad
¡qué orgullosa de tu hijo debes estar!
Es el redentor, es nuestro Salvador.
Amado Caído, jefe de nuestra Hermandad,
Esas caídas tan importantes
Siempre las vamos a recordar.
Te sentimos vivo, tu corazón sigue latiendo,
Lo sienten muy cerca los valientes costaleros
Que el jueves santo te llevan sobre sus cuellos,
Al que ponen un costal que quieren
Y miman a rabiar.
Tú Caído, al oído, muy  bajito;
hay que tener bondad, al que necesita
hay que ayudar..
vas diciendo todo el recorrido.
Equilibremos la balanza del bienestar
En manos de los humanos el mundo está.


 

MAYO VA CON SU CRUZ

Cruz de Mayo, ya estás llegando.
Preparada cocina, sí señor, todo va
Caminando en la Plaza Flor del Olivo,
La están montando.
Una Hermandad trabajadora y positiva,
Una Hermandad caritativa,
Que arrima el hombro para ayudar
A quien más lo necesita.
La cruz del Caído tiene alegría,
Mucha esperanza y una ilusión
Que va marcando día a día.
Un trabajo organizado, un compañerismo
Desmesurado, rebozado en mucho amor;
Por eso la Cruz del Caído es ¡la mejor!
La mirada del Caído te llevarás, una linda
Lágrima de su Madre la Soledad él te
Regalará, si tú pasas por la Cruz
Te llenarás de fresca y limpia ¡felicidad!


UN AÑO


Cruz de Mayo, vas llegando, estamos todos preparados,
En la cocina un ambiente genial y los camareros, como siempre,
Perfectos.
Todo va caminando en la Plaza del Olivo;
La van montando, con fuerza y cariño,
Están trabajando por su Hermandad,
La del Caído que aman tanto.
Un año más la semana santa prepararán
Y sus Titulares a la calle saldrán,
Volverán a bendecir nuestra ciudad
Mostrando todos los nuevos trabajos realizados;
Al Caído y la Soledad todos les gustan,
Están realizados con amor que viene del corazón.
La semana santa ya se marchó
Y deja pasar a la Cruz de Mayo.
La Hermandad está lista;
Tenemos un año más para trabajar.


 

REGALOS

Naranjos, estáis creciendo tranquilamente
Al lado del cocherón, perfumando la placita
Por donde el Caído y la Soledad saldrán
A dar su paseo anual.
La gente aplaude al ver sus caras,
La Cuesta de San Cayetano está abarrotada
De corazones que saltan emocionados
Por ver tan hermosa estampa.
El Caído baja por la Cuesta y a todos bendice
La Soledad le sigue, llorando de pena y emoción
Al ver cómo Córdoba le recibe.
Los naranjos regalan el azahar
En el manto de la Soledad han formado una flor,
En el pie del Caído un corazón para perfumar
Durante todo el recorrido a nuestra bella ciudad:
Córdoba, ¡la natural!


LISTOS, PREPARADOS

La semana santa por la avenida de las Ollerías está entrando, 
la Hermandad del Caído su ebullición está comenzando   . 
Es un hermoso gusto vivir la linda Hermandad;
túnicas, capas, carteles, ceras y flores traen la felicidad 
a un gran grupo de hermanos que viven
 la semana santa con intensidad.
De año en año tú te presentas; 
con aromas y flores, te festejamos en las calles, 
aprovechamos para sacar a nuestros titulares.
El cristianismo tiene una fiesta,
es la semana santa quien nos lo recuerda.
¡Adelante Hermandad, que los costaleros están preparados ya! 

 

TE AYUDARÉ

Angelito del Caído, ¡qué buena gente!
es lo que tú representas,
ayudando con la cruz al Caído
que es el que a todos nos da luz,
para vivir con ilusión y positivamente
Gordoncho eres,
con mucha fuerza coges la cruz,
la mitad del peso lo llevas tú,
tan solo quieres ayudar al redentor.
Ese camino tan doloroso sea mejor
con esas manos que salen del corazón.
El Caído vuelve la cara,
le hace un guiño que al angelito
le llega a las entrañas,
los dos se miran y unen sus almas.
Gracias Caído por dejarme 
de tu dolor un poquito,
estoy fuerte y vivo.

 

MIMOS; CAMARERAS

¡Hijo! Levántate, que tu “Túnica”, Morada te voy a coser.
¡Hijo! Yo sí lo sé, esas malas e ignorantes personas te hicieron a Ti caer
¡Madre! En Ti yo me apoyaré, mis “Caídas” serán ¡Menos! Si vuelvo la caída y te veo ¡Madre! Tenemos “Nuestra Hermandad” Gente buena, sólo quieren ¡Ayudar!, muy cerca de sus corazones estamos, con el ritmo de sus tic tac ¡Recorreremos! Con ¡Orgullo! El “Jueve Santo” la ciudad.
¡Madre! Mi túnica han cosido con amor con mucho cariño las “Camareras”, en cada puntada, me ¡Ofrecen! Un beso y un abrazo ¡Cargado! De muchos mimos, que yo alegre recibo.
¡Gracias! Me encantan los mimos.


UNA ROSA

Madre del Mayor Dolor en su Soledad,
aquí tienes a tu Hermandad, que se unen sus hermanos
para besarte las manos, limpiarte esas dolorosas
lágrimas que por tus suaves mejillas bajan.
Tus camareras te sirven, te ponen tus mejores galas,
tu camarín ellas atienden, lo dejan de oro y plata.
Las camareras preguntan con hermosura:
Señora ¿qué manto quiere usted hoy?
Nosotras se lo traeremos con respeto amor y alegría,
se lo colocaremos, estará guapa  y así los cordobeses
la verán como una rosa entregando su perfume
para que vayan mejor las cosas.
¡Gracias Madre hermosa!

 

CÓRDOBA LA COSTALERA

Semana santa cordobesa, llenita estás de belleza
Desde el domingo de ramos 
hasta el domingo de resurrección,
Córdoba presenta una semana 
de cultura y tradición.
Córdoba cristiana y sus hermandades
pasean por las calles a sus lindos titulares
que nos ofrecen una semana de recogida
y espiritualidad de una hermosura sin igual.
Costalero, costalerito que con orgullo 
llevas a tu titular y a Córdoba engrandeces
llevándola en tu costal.
Gracias por hacernos disfrutar,
Córdoba, ve poniéndote el costal,
la semana santa pronto llegará.

AMOR DE MADRE

¡Preciosa Madre, mujer hermosa!
Detrás del Caído, tu lindo Hijo, tú vas llorando,
por caída lágrima un paso y una cuenta del rosario.
Lágrimas y lagrimitas se resbalan por esa bonita cara
ellas indican el gran dolor que se siente cuando ves
que a un hijo le dan un castigo inmerecido.
El dolor que tú sientes al ver a tu Hijo maltratado,
caído, crucificado, Madre, resucitado y llevar justicia
con ejemplos que son muy claros.
Madre del Mayor Dolor en su Soledad
enseñas tus sentimientos: desgarro y un gran dolor,
la soledad de un gran corazón partido por el amor.

 

COMPARTIR

Sin Ti qué haría, Caído mío, si pienso que no te veo
me entran escalofríos de no poder ver tu cara, 
ese pelo tan natural y esos lindos ojos 
redimiendo a la Humanidad.
Sin ti qué haría, Caído mío. Si pienso que no 
vuelvo a verte el corazón se resquebraja
como un trozo de cristal.
sin ti qué haría Caído mío, si ya no puedo besar
ese pie tan bien formado 
que tú dejas que veamos
y pongamos nuestros labios una vez al año;
con ese beso tu espíritu tenemos a mano.
Sin ti, Caído, no seré nada, tú eres el Hombre
que limpia mi alma, la fortaleces y la acompaña.
Déjame la Cruz, te ayudaré a llevarla,
entre los dos será menos pesada.
Gracias por cargarme de esperanza.

COSTALES
¡Caído, tú sales con humildad, detrás te sigue tu Madre, 
ella no te dejará.
Bendice el jueves santo con esa linda mirada 
a nuestra ciudad; Córdoba la natural, llénela de felicidad,
de amor y paz.
¡Caído! Aquí tienes a tu Hermandad. 
Apóyate en sus espaldas, 
en sus costales tú vas a estar,
el jueves santo recorrerá la ciudad.
Las manos unidas tú verás,
otra caída seguro que no tendrás, tus costaleros 
lo impedirán, dándote un movimiento fenomenal,
ese que a ti te gusta que te den los costaleros 
de tu Hermandad.
Con respeto y recogimiento te llevan sobre el costal.
Un año más caído seguro que vas 
a disfrutar sobre el costal.

 

MIRAR

La Madre del Mayor Dolor en su Soledad

peina a su Hijo, es el Caído, mientras le va 
diciendo bajito: ¡Cuánto te quiero corazón mío!
El Caído la mira con gran cariño, 
de sus labios sale un hermoso beso 
que llena a su Madre desde la cara hasta el pecho
de amor eterno, un hijo bueno.
Peina que peina, mira que mira, 
horas pueden pasarse, horas bonitas
en las que una madre cuida a su hijo y 
con las lágrimas limpia sus heridas,
esas lágrimas que son benditas;
el Caído se lo agradece con una hermosa sonrisa
No te preocupes Madre, Resucitaré y a ti
 a mi lado siempre te quiero ver.
Detrás mía tú irás, para que yo con facilidad y
mucha felicidad te pueda a ti admirar,
te clavaré mi mirar.

FLORECILLAS

Los naranjos están crecidos
y el atrio de San Cayetano colmado de flores blancas,
perfumadas, se abre el azahar.
Se preparan para El Caído y la Soledad,
que reciban buen olor y vean los naranjos en flor.
Esas florecillas que tu toquen su hermoso pelo,
que jueguen con el manto
y limpien de su cara el llanto.
¡Listos! los naranjos, alineado el azahar,
que empiecen a perfumar,
El Caído y la Soledad van a pasar
acompañados por su ilustre Hermandad


 

NO LLORES

Una madre sufre por su hijo,
él ha sido maltratado,
más tarde tres caídas ha dado
y ha sido crucificado
para feliz resucitar.
Al Mundo quiere salvar.
No llores madre, no llores,
todo esto es natural,
deseo que la Humanidad me siga
y esto debo pasar.
No sufras por mí, madre mía,
¡sufre por la Humanidad!
El camino que ellos llevan a veces,
no es el correcto, yo les tengo que enseñar
y pongo todo mi empeño para que vean mi señal.
No llores madre, no llores,
muy pronto aprenderán, 
y me verán en toda esa gente 
que necesita a los demás y ayuda le prestarán.
Gracias madre, por no llorar.

     

CRUZ DE LA CUESTA

La Cuesta de San Cayetano está contenta, 
le han puesto su cruz, ésa, que estaba en ella.
La Iglesia de San Cayetano le viene a felicitar, 
sus grandes titulares El Caído, la Soledad y 
la Virgen del Carmen, la bendecirán.
Convento de los Carmelitas, ya tenéis vuestra cruz,
anuncio del cristianismo que entró en nuestra ciudad
años y años atrás. 
Hoy lo vamos a recordar.
Cruz, brilla por muchos años y danos tu bendición
que la Cuesta de San Cayetano tiene historia,
tiene rango.
Fueron los Carmelitas los que trajeron al Santo
ahora esta cruz lo está recordando.
¡Cuesta, aquí está tu cruz y es muy bella!

 

AGRADECIDA

Cuesta de San Cayetano, te vistes de fiesta,

te colocas una cruz, elegante y señorial,
con la que tu Hermandad te quiere homenajear.
El paso de los años te ha hecho más bella,
en tus piedras escondes
grandes historias y experiencias.
Disfruta la cruz, preciosa Cuesta,
el Caído y la Soledad compañía te darán,
desde su capilla te vigilarán, 
para que nada malo te vaya a pasar.
La Cuesta de San Cayetano ya tiene cruz nueva
y puede presumir de ella,
de día el Sol la calentará
y de noche la luna la mecerá.
Gracias Hermandad por preocuparte
de que la Cuesta brille más y más.
La Soledad y el Caído os lo agradecen ya.
¡Hermosa Hermandad!

 

A MIS COSTALEROS

¡Qué orgullo de Cofradía! 
¡Qué orgullo de costaleros!
El Caído y la Soledad dijeron:
Costaleros, ¡bravos, valientes, buenos!
¡Vamos todos! Ayudar; y una
cuadrilla entera ¡se movilizó!
para una Entrada Triunfal
llevando un mensaje muy cordial
cargado de Amor y Paz.
Los costaleros del Caído un ejemplo
quisieron dar. Sí, trabajamos en 
equipo, ¡no importa dónde se va!
si la labor que se hace es un acto
de ¡verdad! y unas manos extendidas
ellos siempre ¡dispuestas! para ayudar
tendrán.
¡La Soledad y el Caído! a ellos se
la regalarán cada jueves santo
por ¡sacarlos a pasear!

 

 

MIL GRACIAS

Hace tan solo un año que me operé.
¡Parece que fue ayer!
Los días pasan y pasan, ¡llenándote!
de esperanza.
Quiero volver a dar las gracias a
mi Hermandad, a mis amigos, ¡siempre
me dieron "aliento"!
Me escribieron unas cartas, cargadas 
¡de sentimientos!
El Kelme, que es mi hermoso marido,
puede presumir de amigos.
Gracias, mis amigos buenos, ¡no olvidéis!
que yo, también os quiero.
Todos estáis guardados en ¡esa caja!
que con un tic-tac nos marca el 
Tiempo y sólo tiene lugar ¡para la Verdad!
Mil gracias, amigos míos, por ayudarme
a seguir, ¡mi camino! largo y frondoso
es, a todos ¡os lo dedico!

PRESENTACIÓN DEL LIBRO DE ADEBO

El dÍa 14 de diciembre se presentó en el pueblo de Rute el libro "RUTE UN PARAISO NATURAL" el cual va dedicado a la asociación ADEBO que se encarga de proteger al burrito cordobés. Este libro se entregó en presencia de la Concejal de Cultura doña Magdalena Baena y de los presidentes de la Asociación Pascual Rovira y Francisca Caballero, los cuales a su vez hicieron entrega de los ejemplares a los directores de los colegios allí presentes, para que se los hicieran llegar a todos sus alumnos y que nunca olviden estos niños la importancia que han tenido estos animalitos en nuestras vidas. El acto concluyó con la lectura de algunos párrafos por su autora, nuestra hermana, Carmen Dominguez.

 

 

 


Mis queridos amigos del Caído, hoy estoy escribiendo desde la sexta planta del Hospital Reina Sofía, la planta de Neurocirugía; ¡ah! me operan mañana... esto está "chupado".

La vida me tenía preparado un parón, pues, soy una más de las que tenemos esta enfermedad llamada cáncer que llega sin avisar. El mío alojado en la cabeza está, pero... el gran equipo médico capitaneado por el dr. Jesús Lozano, meurocirujanos valientes, lo harán desaparecer en cuestión de horas. Yo estoy tranquila, pues no puedo estar en mejores manos. No, no preocupaos; hoy el cáncer es una enfermedad más que, cogido a tiempo, se cura como cualquier otra. Carmen al escrbir este texto

Yo deseo ver el Sol cada día; seguir amando, viviendo, ayudando y dejar "mucho bueno". Así que la vida está conmigo, ok. Fue mi mariso, José Antonio Valle, lo mejor junto a mi niño, José, que me ha sucedido en mi vida, el que me salvó; sí, digo bien. Me desperté de un mal sueño que me avisó de que algo no funcionaba bien. Gracias, marido bueno, me has dado la vida.

Hermandad del Caído, gracias una vez más por las muestras de cariño hacia mi persona. Tengo que deciros que yo también os quiero y estoy muy orgullosa de pertenecer a esa Ilustre Hermandad que va dejando huella allí por donde se nombra. ¡Y que no me olvide! en la mesa del quirófano tengo al Caído a la derecha, sobre mi cabeza, y a la Soledad sobre mi pecho. ¡Nada puede ir mal!

Gracias hermanos y amigos.

Carmen Domínguez Caro, Hospital Reina Sofía, 26 de marzo de 2007.

A ESOS HOMBRES VALIENTES

¡Ole por los neurocirujanos!

hombres valientes, artistas y buena gente

¡Preciosa labor ellos tienen!

dando vida a sus pacientes

que se ponen en sus manos,

y le dan

así su aprobación de confianza y amor.

¡Adelante!

Neurocirujano torero,

que como plaza tú tienes

el mejor de los rodeos,

y por capote, ese corazón tan grande, que hace

feliz a tus pacientes y curas a tanta gente.

¡Gracias, Ángel de la guarda!

por labrar con tus manos

vida, arte y esperanza.

 

 

A MI NIÑO COSTALERO

A mi niño costalero, yo le deseo dedicar

tan solo unas letrillas, con cariño y humildad.

¡Mi niño ya es costalero!

su padre le dio la vez, con alegría y con fe.

Su padre le dio el costal que tantos años llevó

con respeto y devoción.

¡¡Mi niño, llévalo igual!

Tu padre te lo dejó, puro, blanco como el Sol,

para que tú ahora lo luzcas y lo lleves con amor.

No solo, ¡mi niño guapo! llevas sobre ti el costal,

junto al costal va tu padre y, con él, la Soledad.

¡Mi niño ya es costalero! y lo digo a boca llena,

llena de felicidad, pues mi niño lleva encima

a mi Madre, la grandiosa,

¡La Virgen de la Soledad!